Actualidad

29/10/2017

Nuestras técnicas para que la hora de las comidas no sea un infierno

Nuestras técnicas para que la hora de las comidas no sea un infierno

Muchos de las madres y padres de los alumnos de nuestra escuela infantil en Cartagena reconocen que uno de los factores que más influyó a la hora de elegir nuestro centro para sus pequeños fue lo relacionado con su alimentación. Casi siempre, en las visitas que hacen a nuestro centro muchos padres antes de matricular a su hijo, el tema de la alimentación suele aparecer en las conversaciones.

A menudo, en las casas, la hora de las comidas o de las cenas se convierte en un momento de tensión diaria, lleno de protestas, gritos y llantos porque “no me gustan las verduras”, “no quiero pescado”, “odio las  judías” y tantas otras negativas que algunos pequeños suelen expresar, incluso, e manera más o menos violenta. Piensan estos padres que, si para ellos es un infierno y solo tienen que darle a comida a uno, cómo será la cosa en nuestra escuela infantil en Cartagena donde hay tantos niños con los que “luchar”.

A veces, cuando nos comentan esos casos, invitamos a los padres a que nos visiten justamente en el momento de la comida para que comprueben lo distinta que es la realidad de lo que ellos imaginan.  A la hora de comer, el comportamiento de la mayoría de los niños suele ser mucho más tranquilo en la guardería que en casa. Y lo cierto es que no existe ningún truco para lograrlo, salvo que consideremos un truco el hecho de aplicar las técnicas pedagógicas en todas y cada una de las actividades que realizamos en nuestro centro.

Porque ese es precisamente uno de las claves por los que se rige el éxito de la Escuela infantil Los Siete Enanitos: la aplicación de las técnicas pedagógicas en cada una de las actividades en las que participan nuestros alumnos.